Sant Josep, pionero en implantar el telecontrol de su red de aguas

    17
    0
    SHARE


    El Ayuntamiento de Sant Josep se ha convertido en el primero de las Pitiusas en implantar el telecontrol de su red de distribución de aguas, mediante un sofisticado sistema informático que permite conocer de forma instantánea y en tiempo real la situación de los 260 kilómetros de tuberías que hay en el municipio, así como de sus depósitos, captaciones subterráneas, estaciones de rebombeo y suministros de alta. La principal utilidad del telecontrol consistirá en detectar de forma inmediata la ubicación de cualquier fuga, la calidad del agua suministrada y el estado de los equipos.

    El equipo de gobierno presentó el nuevo sistema en una rueda de prensa en la que el alcalde, acompañado del concejal de Urbanismo y de los responsables técnicos de Aqualia, destacó que esta iniciativa culmina la total renovación hídrica del municipio, que empezó con la sustitución de la red de alcantarillado, continuó con la llegada de agua desalada y terminará ahora con la implantación de este nuevo método de telecontrol, en el que se han invertido casi 400.000 euros.

    El sistema permitirá consultar ante la pantalla del ordenador el funcionamiento de cada tramo de tubería y de elemento de los que integran el sistema de distribución municipal, que es «especialmente complejo» en Sant Josep, dijo el alcalde. «Todo estará monitorizado cada minuto», añadió.

    El concejal de Urbanismo, Ángel Luis Guerrero, destacó que con las obras realizadas en materia hídrica en el municipio «se ha pasado del siglo XVIII al siglo XXI», sustituyendo tuberías que eran de fibrocemento y databan de 40 años atrás por una red moderna que terminará con el nivel de fugas y pérdidas que tenía, superior al 50 por ciento del caudal que transportaba.

    «El 70% de la población municipal tiene ya agua desalada, y esperamos que en 2018 sea ya el 100%», anunció.

    El sistema de telecontrol dispone de unas alarmas que suenan tan pronto como se detecta un consumo anormalmente alto de agua en algún punto, lo que podría ser indicio de una fuga. Hasta ahora, destacaron los responsable municipales, era muy difícil localizar el punto de la fuga, puesto que las tuberías «pasaban a menudo por debajo de viviendas privadas o incluso piscinas», señaló Guerrero.

    El concejal también dijo que con el telecontrol se podrá «vigilar a los grandes consumidores. Ahora ya sabemos quiénes son y qué hacen en cada momento», indicó.

    El sistema, «que es uno de los más avanzados de Balears», está operativo desde hace un mes y puede consultarse incluso desde el teléfono móvil por parte de los políticos y técnicos que dispongan de la contraseña.

    En la pantalla del telecontrol aparece un mapa con cada uno de los sectores en que se ha dividido el municipio, y luego se puede consultar el estado de funcionamiento de cada tramo de canalización, depósito o pozo municipal. El sistema ofrece información sobre un total de 881 datos, que van desde caudales, presión del mismo, cantidad de sal y cloro, niveles de los depósitos o estado de las bombas.

    LEAVE A REPLY